Fundación para el estudio del asma y otras enfermedades alérgicas

Menú

Control ambiental

Hoy se considera fundamental como parte de su tratamiento el control ambiental, que consiste en disminuir al máximo el contacto con las sustancias desencadenantes de su alergia.
El control ambiental debe acentuarse en los dormitorios ya que es el lugar donde se pasa una tercera parte de la vida.

Es fundamental como parte del tratamiento de la alergia el control ambiental, la técnica es simple; se trata de disminuir al máximo el contacto del paciente con las sustancias que pueden desencadenar la alergia.

Consejos útiles para los pacientes con manifestaciones alérgicas en las vías respiratorias

Hoy se considera fundamental como parte de su tratamiento el control ambiental, que consiste en disminuir al máximo el contacto con las sustancias desencadenantes de su alergia.
Consejos para disminuir la alergia

El asma y otras alergias respiratorias están en aumento en todo el mundo. Actualmente se considera que 1 de cada 4 personas padecen estas afecciones.

Esto es prioritario en la prevención de estas enfermedades, que debe hacerse en tres niveles:

  • primario, que consiste en evitar que el paciente predispuesto genéticamente, se haga alérgico a distintas sustancias
  • a nivel secundario para evitar que aquel que ya padezca alguna enfermedad alérgica como rinitis alérgica o alergias de piel, comience a tener asma
  • y a nivel terciario para evitar las complicaciones a las que puede llevar un tratamiento inadecuado del asma
El control ambiental debe acentuarse en los dormitorios ya que es el lugar donde se pasa una tercera parte de la vida.
El control ambiental debe acentuarse en los dormitorios ya que es el lugar donde se pasa una tercera parte de la vida.

Que debemos aconsejar

  1. Los ácaros son los principales responsables de alergia en la vía aérea y viven y se reproducen, sobretodo, en las alfombras. Saque, entonces, las alfombras del dormitorio y si es posible de toda la casa.
  2. El mobiliario, paredes y suelos deben ser fácilmente lavables, sin tapizados, lisos, evitando empapelados y pinturas rugosas, sin grietas que faciliten escondrijos a los ácaros y sean poco accesibles a las medidas de limpieza.
  3. Las persianas deben ser exteriores. Las habitaciones deben ser sobrias, sin muebles innecesarios, ni estanterías donde se pueda acumular el polvo. Evitar cuadros con marco. Pueden ponerse pósters plastificados y bien pegados a la pared. Deben evitarse los muebles de contrachapado y conglomerado ya que pueden emitir durante años formaldehído, gas irritante para las vías respiratorias; se aconsejan, por lo tanto, de madera maciza o metálicos.
  4. Coloque fundas en las almohadas, colchones y almohadones con material impermeable a las partículas del polvo. Se consiguen en casas especializadas. Las mantas, colchas, sábanas y edredón serán de fibra o algodón, lavables. Sobre la cama se pondrá un cobertor plastificado, que se retirará por la noche. Evitar lana y plumas.
  5. Lave las frazadas por lo menos una vez por mes, preferentemente con el sistema a seco a 60º y luego páseles la aspiradora.
  6. Use cortinas de fácil lavado para evitar la acumulación del polvo.
  7. Retire de su dormitorio libros y objetos que acumulen polvillo. Los cables de computadoras y otros aparatos son lugares donde se acumula el polvo y en los que es difícil eliminarlos por lo que es preferible no tenerlos en el dormitorio.
  8. No use plumeros ni aspiradoras comunes para la limpieza. Use trapos húmedos y aspiradoras con filtros especiales.
  9. Ventile las habitaciones todos los días, sobre todo el dormitorio, y límpielas con trapos húmedos y aspiradora, no utilice productos químicos. Si va a un lugar que estuvo cerrado durante un tiempo, como una casa de fin de semana o de vacaciones, haga limpiar y ventilar las habitaciones desde varios días antes de que Ud. ingrese a las mismas.
  10. No empapele las paredes ni use revestimientos en el dormitorio. Así evitará que los hongos que puedan proliferar por detrás de los papeles o del revestimiento, posibles causantes de alergia, pasen inadvertidos.
  11. Si en las paredes de su casa existieran manchas de humedad que, en realidad, son colonias de hongos, hágalas lavar por otra persona, periódicamente, con lavandina o reemplace la pintura con otra antihongos. Evite las pinturas rugosas, ya que ellas posibilitan la acumulaciòn de polvo y con ello el aumento de los ácaros en la habitaciòn.
  12. Evite animales, flores y plantas dentro de la casa. Si no puede deshacerse de los animales, báñelos a fondo por lo menos una vez por semana. no utilice productos químicos. Evite las substancias irritantes como los desodorantes e insecticidas ya sean en pastillas, polvos o sprays. Evite, también, el tinner, querosén, lavandina, nafta, jabón en polvo, naftalina y, en general, los perfumes y olores intensos, sobre todo en la cocina.
  13. Si usa aire acondicionado, en cuyo interior pueden colonizar numerosos hongos, limpie el filtro una vez por año, como mínimo. Si lo usa, regularmente, la limpieza debe hacerse cada dos meses. Hoy hay aparatos que poseen filtros especiales, que impide el ingreso de los distintos polutantes al interior de las habitaciones.
  14. Si tiene que pintar su casa o plastificar los pisos trate de no dormir en la misma, mientras se realiza dicha tarea. Aproveche para esto las vacaciones, las licencias o los viajes y espere a que la pintura o el plástico se sequen completamente.
  15. Si de un niño se trata, y tiene juguetes de trapo o peluche reemplácelos por otros de plástico o de metal, o bien colóquelos en el congelador durante treinta minutos, una vez al mes, para matar los ácaros. Luego lave los juguetes para eliminar los ácaros muertos.

 

Compartir esto:

Últimos artículos publicados

Ahora vamos a estar más comunicados con Ud.

Reciba en su correo las novedades del sitio web de Fundaler

https://www.fundaler.org.ar/wp-content/uploads/2019/04/reciba-las-noticias-de-Fundaler-por-correo.jpgSi desea recibir actualizaciones acerca de las publicaciones de nuestro sitio web, visite—por favor—la página de inscripción.

Así, recibirá cómodamente en su teléfono o en el dispositivo que más cómodo le resulte las novedades sobre asma y otras enfermedades alérgicas.

El asma es una enfermedad crónica que es considerada la mayor causa de ausentismo escolar y laboral a nivel mundial. La misión de Fundaler es intentar revertir esto.

Comparta con nosotros sus comentarios